Dungeons & Dragons: Tower of Doom (Arcade)

Compañia: Capcom
Genero: Beat´em up/De ostias/RPG
Jugadores: 1 a 4

Si algo cambio mi niñez en cuanto a recreativas se trataba, este fue sin duda Dungeons and Dragons: Tower of Doom, un beat´em up o de “ostias” como lo llamábamos por aquel entonces cuando el inglés escaseaba y las cosas se les llamaba por su sonido y no por su palabra exacta (quién no ha dicho “farenju” jugando al Street Fighter).

 

 

Por aquel tiempo todos los juegos de ostias que conocía eran bastante similares: avanzar por la pantalla mientras golpeabas los botones como un loco rompiendo la cara a cualquier enemigo que se te pusiese delante. Ya se podía llamar Final Fight, Captain Comando o Knights of the Round. Las épocas cambiaban en el juego, pero el sistema, aparte de los gráficos era siempre el mismo: avanzar, golpear, enemigo grande, golpearlo más, coger algún ítem de uso limitado o apurar al máximo la vida para coger la comida que te diese un respiro antes de seguir con el siguiente enemigo… En aquellos maravilloso años, no entendía ni de compañías, ni de gráficos, solo me importaba la jugabilidad y que mi poca paga durase lo máximo. Recuerdo llegar como cualquier tarde de sábado y ver que mi sagrado Final Fight había desaparecido por una máquina nueva Dungeons and Dragons: Tower of Doom.

Tengo que admitir que el nombre de Dungeons and Dragons por aquella época no me era del todo desconocido. Había unos dibujos ridículos que salían los fines de semana por la mañana donde unos chavalines luchaban contra el mal para intentar volver a su casa, sin saber que en verdad el malo era el unicornio que siempre les fastidiaba poder volver sanos y salvos a casa porque siempre se quedaba atrapado entre legiones de orcos, goblins o del mismo maloso de la serie, a pesar de que uno de sus poderes era la teleportación y podría haber escapado si le hubiese dado la gana…

 

Gracias a Dios me pilló muy joven la serie…

 

D&D: Tower of Doom fue una explosión de nuevas sensaciones y una forma diferente de entender los juegos de ostias como los había vivido hasta entonces. Y como había comentado antes, los juegos del mismo estilo se basaban en andar recto y repartir de lo lindo con un amigo, aunque cierto es que ya había experimentado jugar a 4 como en la recreativa de los Vengadores, pero hasta la fecha nada se acercaba a lo que estaba experimentando con esa recreativa: cuatro personajes para elegir y que cambiaban drásticamente la jugabilidad, ítems que podías guardar para usarlos más adelante, magias, pociones… Miles de opciones aparecían ante mi haciendo que mi inmersión en el juego fuese máxima y sintiéndome por primera vez parte de la aventura al elegir mi propio camino. Otras recreativas te daban la posibilidad de elegir varios personajes, pero las únicas diferencias eran su velocidad/daño y poco más. En D&D en cambio unos podían tirar hechizos o curar, otros tenían un inventario más grande o resistían más daño, sumado todo esto a las subidas de nivel que no llegue a entender hasta que crecí y me adentre en el mundo rolero.

Si D&D triunfó es básicamente por picar al jugador con el afán de coleccionismo. Al final de cada partida, llegases o no a acabarlo, te salía la lista de objetos conseguidos y la puntuación de la partida. Era gracioso ver la cara de la gente que después de 20-30 minutos de partida solo habían conseguido un 5 o un 10% de los ítems que el juego ofrecía. Su sistema era revolucionario. Como he dicho antes, gracias a los inventarios podías almacenar hechizos, mazas, dagas, flechas… Un arsenal para usarlo cuando más te hiciese falta, algo no muy normal por la época y que hacía que la cooperación fuese más importante que nunca, dejando por ejemplo todas las pociones para el clérigo a cambio de que luego usase sus curas cuando más falta te hiciese, curas que al mismo tiempo podía intercambiar por hechizos de ataque. Lo dicho, una pasada para la chavalería de aquella época que solo estábamos educados en romper los dos botones que hasta entonces tenían los juegos de ostias.

 

 

Si la jugabilidad era buena, la historia no se quedaba atrás. Escrita por Alex Jimenez, diseñador jefe de Capcom America que además era Master de Dungeons desde hacía bastante tiempo, lo cual ayudó bastante a facilitar la creación de la historia. No como hoy en día que dejan el guión de cualquier película en manos del enchufado de turno sin ideas y se crean aberraciones como la película del Dungeons que se creó en su día. La historia trata de un hechicero no muerto llamado Deimos que está haciendo de las suyas en Mystara y cuatro héroes se ponían en camino para ir a su torre y derrotarlo de una vez por todas. Dicho así parece simple, pero a la hora de la verdad se complementaba perfectamente con castillos asediados por trolls, campesinos aterrorizados por goblins o bosques con temibles criaturas como el beholder, por poner solo un pequeño ejemplo de las subtramas que puedes completar en tu camino de la búsqueda de la llave de la torre. Al empezar escogías uno de los cuatro héroes como he mencionado antes. Teníamos un Guerrero, hábil luchador que era perfecto para los más nuevos. Un Clérigo de Batalla, el personaje de apoyo, repartía bastante bien al tiempo que mantenía vivo al grupo entero. Una Elfa, la más ágil y rápida del grupo pero al mismo tiempo la que más fácil y rápido moría. Y por último el Enano, el más robusto y lento de todos pero con una cantidad de vida que hacía que durases a pesar de recibir palizas que te hubiesen hecho continuar con cualquiera de los otros personajes. Una vez elegido tu personaje solo te quedaba ponerle el nombre y estabas listo para luchar.

Gráficamente era una pasada, tanto el diseño de personajes, como de enemigos, las animaciones, que también estaban perfectamente implementadas y hacían que todo el que veía el juego corriendo por primera vez se quedase parado durante unos minutos pensando cómo serían capaces de conseguir eso… Y la música tampoco se quedaba atrás. Las melodías cambiaban según el momento, siendo desde meras comparsas que te acompañaban en los tramos antes de llegar a los enemigos finales, hasta las más épicas melodías para acabar con el bicho final de turno. Los personajes por su parte, más allá de algún grito cuando golpeaban o al lanzar alguna magia no tenían muchos más efectos de sonido. Eso sí, no era raro ver al chaval de turno gritando “fireeeee baaaaaall”.

 

¿Qué parte de hay dragones no has entendido?

 

Por último decir que este juego tiene un olor añejo, de cuando las cosas se hacían con paciencia y cariño. La historia por ejemplo fue primero creada en papel y lápiz y testeada entre jugadores de rol de Dungeons and Dragons para perfeccionar tanto el grupo de personajes como el equipo, nivel y enemigos que en el aparecerían. Sólo cuando todos los jugadores estuvieron contentos fue cuando se pusieron al lió de crear el juego. La recreativa fue vendida como una máquina de hacer dinero y realmente no mintieron en ningún momento: una vez pruebas este juego no puedes parar hasta conseguir pasártelo y descubrir sus múltiples secretos. Si además juegas con amigos, vuestra vida social se puede tomar unas pequeñas vacaciones. Sigo sin entender como Capcom no siguió sacando juegos sobre esta franquicia ya que creo que podrían haber sacado bastante más rendimiento y no ese cutre port que sacaron para Saturn, donde te vendían los dos juegos pero limitados a dos jugadores cargándose así la mayor parte del juego. Supongo que TSR, quién tenía los derechos del D&D pondría algún impedimento. Aún así la recreativa fue un éxito y más aún con la segunda parte. Decir también que en España no todos pudieron disponer del mueble para cuatro jugadores y la mayoría se tuvo que contentar con jugar dobles, lo que hacía que se perdiese un poco la gracia del juego, pero que para los críos como yo en esa época tampoco es que nos importase mucho.

AAAAGHHH!!!

 

Durante mucho tiempo D&D: TOD se convirtió en mi recreativa favorita y no pensé que algo llegase a superarla. Claro está que entonces no conocía que ya estaba en marcha una segunda parte de la cual hablare más adelante: “Dungeons and Dragons: Shadow over Mystara”.

Share
Esta entrada fue publicada en Artículos, Opinión y análisis. Guarda el enlace permanente.

22 respuestas a Dungeons & Dragons: Tower of Doom (Arcade)

  1. Bienvenido a la familia fasebonusera Ibram. Creo que has escogido uno de los mejores juegos para entrar por la puerta grande 🙂

    Un saludo.

  2. Muy buenas Ibram, bienvenido a la web :). Me has tocado la fibra con este juego, aunque al que más le di fue al “Shadow over mystara” ya que era el que tenían en mi barrio. Sin duda, lo mejor era poder jugar hasta 4, y creo que era imprescindible porque no era un juego fácil que digamos.

    Recuerdo que el juego tenía cosas muy “roleras” como los conjuros y magias que ibas almacenando, y mejoras de armas y equipo que se te podía ir rompiendo. Todo un juego de rol hecho beatemup, una lástima que se quedara ahí. Aunque viendo a capcom ahora no les demos ideas…

  3. Eso sí, se me olvidó decir que las versiones de Saturn a mí me molaron. Lo de los cuatro jugadores no suponía una gran putada para los que no teníamos multitap en la Sega Saturn xD

  4. Me alegro de que os guste hehe, fue una de mis recreativas fijas y aun hoy en dia la sigo jugando.

    Para hoy acabare otro articulo sobre otra recreativa añeja y querida pienso yo por muchos y me pondre con el del shadow of mystara que tiene mas chicha ya que fue la autentica revolucion del rpg/beat´em up de los salones recreativos.

  5. diras lo que quieras, pero los dibujos de Dragones y mazmorras molaban mazo! 🙂

  6. No conocia esta recreativa. Me ha picado la curiosidad y acabo de jugar una partidita via MAME(espero que Nicola Salmoria tenga una vejez feliz, se lo merece) y me ha sorprendido mucho. Es un concepto de recreativa que no es muy común, que te ofrece distintas alternativas y cada partida puede ser distinta. Muy buena. Gracias por traerla aqui.

  7. Que gran juego Ibram y bienvenido claro!!!
    La serie de dibujos era muy chula para su tiempo,pero la pelicula…la pelicula es una aberracion cosmica!!!

    A ver cuando te lanzas y escribes lo de la segunda parte.
    Recordad que este juego tiene una version en Saturn INCREIBLEBLE!!!

  8. Juro que vi como uno se lo acababa con solo dos monedas.

  9. Bienvenido Ibram. JUEGAZO con todas las de la ley.

    Ey yo también soy de los que la serie le gustaba mucho ;D

    Un saludo.

  10. Deka Black dijo:
    Juro que vi como uno se lo acababa con solo dos monedas.

    No es por vacilar, pero… ¡yo me lo acababa sin continuar y en nivel 8!

    ¡Y yo solito!

    ¡Y con el clérigo!

    ¡Y yendo por el Dragón!

    Este (y su BRUTAL segunda parte) los tuvieron mucho tiempo en los recres de mi antiguo barrio, en 2 máquinas conectadas para poder jugar a 4 sin tener que andar dando codazos. La de partidas que jugamos 3 colegas y yo a 4 jugadores fue demencial. Nos lo lográbamos acabar jugando los 4 casi siempre, y yo ya le pillé tanto el vicio que lograba terminármelo yo solito, primero con la elfa (el personaje más equilibrado para jugar sólo) y luego con el clérigo. Con este último es espectacular ver cómo hechizos que parecen inútiles como el Striking, le hacen un daño TREMENDO al dragón…

    Lástima que Capcom, la reina de la explotación de las sagas, dejase esta con tan sólo 2 entregas, con el potencial tremendo que tenía.

  11. Una de las mejores recreativas de la historia, pero su segunda parte era INFINITAMENTE MEJOR.

    Aun recuerdo como gracias al primer FAQ que me bajé de internet descubrimos que el mago Syous podía usar todos los hechizos a del juego a la vez si rompía el bastón de archimago (que sólo servía para eso) y el pobre mago quedaba prácticamente muerto.

    Era una mala jugada, excepto para usarlo como lo usábamos nosotros, para darle un glorioso (y tremendo) golpe final al último boss del juego y matarlo en media de una orgía de elementales y bolas de fuego. MOMENTAZO.

  12. Por cierto, no soy el único que usaba el “Final Strike” en el último boss
    😆
    http://www.youtube.com/watch?v=c_RLSabBsp8

  13. Sedaza dijo:
    Por cierto, no soy el único que usaba el “Final Strike” en el último boss
    😆
    http://www.youtube.com/watch?v=c_RLSabBsp8

    Eso es en el 2, en el primero no se podía hacer 🙂

  14. doragasu dijo:
    [quote name=”Sedaza”]Por cierto, no soy el único que usaba el “Final Strike” en el último boss
    😆
    http://www.youtube.com/watch?v=c_RLSabBsp8

    Eso es en el 2, en el primero no se podía hacer :)[/quote]
    Por si no quedó claro antes lo aclaro, en efecto, hablaba del 2, el 1 me pareció muy bueno, pero por debajo de otros como Aliens versus Predator o los mucho más antiguos Knights of The Round o Warriors of Fate. Pero el 2 me parece la mejor recreativa de la historia en cuanto a currada.

  15. La siguiente sobre el 2 la hare mas larga, ya que entre las mejoras, lo que supuso y todo ese rollo creo que se merece algo mas extenso y de paso metere el recopilatorio de saturn con los 2 juegos.

  16. Y era difícil de cojones. Desesperante, vaya.

    ¿Alguien me puede decir para qué servía el hechizo striking del clérigo?

  17. aumentar el daño que hacia tu arma, aunque no mucho.

  18. Con el permiso de Final Fight y Streets of Rage, los dos D&D son los mejores beat’em ups jamás concebidos. Tanto por la variedad introducida por los elementos roleros como por todos los objetos, diversos enemigos y rutas a seguir se convertía siempre en toda una experiencia. Y en serio, el segundo es una OBRA MAESTRA incluso mayor que el primero, y eso que el primero ya es también OBRA MAESTRA… 😛

  19. Gaunt dijo:
    aumentar el daño que hacia tu arma, aunque no mucho.

    Como ya dije antes, pruébalo en el Dragón, ¡y verás qué sorpresita!
    Por cierto, el Striking (al igual que los Cure y otros) también se lo podías lanzar a tus compañeros.

  20. Muy buen comentario de un muy buen juego. Es verad que tanto item y tanta opcion podia ralentizar el juego, pero seguia siemdo un juegazo. Es una pena que no sacaran mas secuelas aparte del Shadow over Mystara. Pero que tal quedaria esto en una nueva generacion???.

  21. Por cierto, otra lanza en favor de la serie de dibujos. Era genial.

  22. Para mi, el mejor juego de recreativa! la de horas que me pasado con ToD, al final con la elfa y 25 ptas me llegaba al Deimos, (eso si, sin pasar por el Dragón) en SoM ya fue diferente, el vício fue menor. Muy buen articulo y buenisima la foto de los chavales disfrazados!!!! XD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *