Análisis de After the War (2011)

Estamos en el año 2049. Tras una cruenta guerra nuclear librada entre los E.E.U.U. y China, el planeta ya no es como lo conocíamos. Las ruinas se encuentran por doquier, demostrándonos con terrible crudeza hasta dónde puede llegar la estupidez humana. De entre la devastación surgen supervivientes que, reunidos en clanes, intentan subsistir en ese “nuevo mundo”. Pero una vez más, la naturaleza humana emerge, pues quién controle los escasos recursos existentes, seguirá “manejando el cotarro”.

 

Tras la extraña muerte del jefe mayor de los clanes, el resto se reúnen, pensando que es posible y necesaria una tregua. Un pacto, un nuevo líder… Ahí estamos nosotros, encarnando a Rodan (hijo del gran jefe asesinado). Pero la reunión termina en tragedia: un atentado, una explosión, ¿quién sabe? Nos deja semienterrados vivos, aturdidos y solos. ¿Qué hacer? ¿Dónde ir…? La solución está en tus manos.

 

Así comienza este juego creado por Creoteam/Buka Entertaiment y distribuido en España por FX Interactive. La verdad es que cuando vi el título que le pusieron a este juego, llamado originalmente Collapse, pero bautizado en esta edición española como After the War, la sorpresa surgió en mí. ¿Estamos ante un remake del clásico juego de Dinamic?

 

La respuesta es un gran NO, y en ningún momento la editora ha dicho nada semejante. ¿Cómo no íbamos a contemplar esta posibilidad? Además, tampoco se les puede culpar por utilizar un buen nombre y logotipo que tenían registrado.

 

 

Dejando de lado el tema del título y su resonancia en España (para el jugón retro), ¿qué nos ofrece este juego? Pues bien, a grandes rasgos, lo principal es esto: mucha acción y bastante adicción. Pero vayamos por partes…

Lo primero que nos llama la atención del título es que tiene una agradable mezcla de géneros, destacando sobre todo elementos de FPS y el más puro estilo hack and slash a lo God of War. Una buena combinación que va haciendo que los niveles no se vuelvan repetitivos y dota al juego de cierta variedad. En el primer nivel (el cero), esta mezcla ya resulta muy evidente en las típicas escenas dónde nos van mostrando los movimientos y cómo jugar… Un tutorial que durará el tiempo justo para no hacerse pesado.

 

Empezamos portando una espada, ideal para machacar enemigos. Pero pronto iremos encontrando armamento, municiones, botiquines, etc. Toda suerte de elementos para fortalecer a nuestro personaje a nivel de ataque y/o de salud.

Las oleadas y la aparición de enemigos marcarán el estilo de juego. Cuando te atacan de lejos, atrincherados, controlaremos a nuestro personaje como un FPS. En cambio, cuando los enemigos se acercan hasta tal punto de que el ataque cuerpo a cuerpo es la única opción, el estilo hack and slash adquiere toda la fuerza.

Por otro lado el desarrollo del juego a medida que avanzamos va intercalando la acción con secuencias de vídeo dónde se nos irá introduciendo toda la trama. Conversaciones y sorpresas en las que aparecerán amigos y/o enemigos, pero que no llegan a durar tanto como para resultar cansinas.

 

 

Es difícil comentar el juego a nivel de guión sin reventar cosas importantes. La cuestión es que pronto nos daremos cuenta de que hay cosas muuuuuucho peores que los soldados que aparecen en el nivel cero, y ese es un elemento que me ha gustado bastante. En el nivel uno, por ejemplo, el juego adquiere tintes casi exclusivos de FPS y no puede recordar a pelis como Aliens… Con algún que otro susto incluido. Es básicamente otro tipo de acción en un mismo juego, un elemento distinto que a mí me ha gustado, pues me había hecho a la idea de que el videojuego  estaba más encaminado a lo que se puede ver en el nivel cero, tirando más FPS bélico.

Otro detalle positivo es que, como buen FPS, no puedes ir a lo loco. Ya en el nivel fácil, atacar sin control y “en plan kamikaze” te puede llevar rápidamente a morir acribillado. Aunque por otro lado, las partes de hack and slash sí que son de locura, pudiendo asestar golpes y más golpes a lo bestia (de eso se trata), apareciendo sangre por doquier… Ah, y tampoco me quiero olvidar de esos segmentos con los jefes finales en forma de secuencias dónde debemos realizar movimientos concretos y precisos a modo de QTEs para asestar golpes mortales, a fin de debilitarlos y derribarlos (el primer guardián lo sufrí y mucho, más de una hora para acabar con él).

El guión, no nos engañemos, no deja de ser normalito: el elegido que debe guiarnos, la chicha (Helena), los malos con un gran jefe… Elementos típicos, aunque aquí no se trata de hacer el guión más sorprendente, sino de acción con un hilo conductor apropiado, sin mucho más.

 

 

Debo destacar en este punto que el trabajo de traducción y doblaje de FX Interactive resulta notable. Como siempre, FX suele cuidar estos detalles y es algo que se agradece. Aunque el juego no tiene muchos diálogos, escucharlo y ver los subtítulos en español y con un buen doblaje es algo que da gusto. Por lo demás, no os voy a contar mucho más acerca del desarrollo, que no es plan de spoilearos…

En el apartado gráfico, decir que los gráficos resultan notables para ser un juego creado en 2008 (en origen, y en tierras ucranianas). No se ve desfasado ni anticuado, y si tu máquina te lo permite, no lo dudes, dale al máximo de calidad de vídeo: notarás la diferencia. Los paisajes desolados, los interiores, las ruinas, las zonas futuristas… todos los escenarios están bien trabajados, al igual que los efectos de movimiento, las explosiones, la sangre… Detalles como el pelo del prota demuestran que el estudio ha cuidado todos los aspectos (y por lo menos nuestro protagonista no es el típico marine calvo que tanto se lleva ahora). Destacar también que se pueden destruir muchos elementos en pantalla, y que esto nos puede ayudar a desbloquear algunas zonas. Hay que estar atento a esto.

En cuanto al apartado sonoro, las melodías que nos acompañan están a la altura de las circunstancias, si bien hay una que se hace algo repetitiva… La que suena cada vez que nos atacan, aunque claro, nos sirve para saber que se acercan enemigos… Y sobre el doblaje, como comentaba resulta de altura y las voces escogidas son muy adecuadas.

 

 

El nivel de dificultad se puede seleccionar entre tres. En el nivel más fácil, tampoco vayáis a pensar que el juego está chupado, porque no es así. Como ya os he comentado antes, no puede uno ir a atacar a lo loco, en especial en los momentos de FPS. Durante el transcurso encontraremos botiquines, generadores, etc. que restauran nuestra salud, pero también otros ítems que nos servirán para mejorar nuestro ataque, como nuevas armas de diferentes tipos, potencia y velocidad de tiro. Además, poco a poco, vamos aprendiendo nuevas habilidades, destacando los poderes especiales (que son cuatro y se obtienen junto a ciertas llaves…). Estos nos permiten realizar ataques muy poderosos y/o combos. También aparecerán personajes como Helena que, además de sacarnos de algún atolladero, nos será de vital importancia mantener el contacto por móvil durante la historia para ir enterándonos del percal.

Destacar que en las paredes y muros, a veces, veremos extrañas señales que nos indican por dónde debemos seguir. Sin llegar al nivel de un sandbox, el juego nos deja mucha libertad a la hora de movernos. Tendiendo a seguir un camino concreto, el juego nos guiará con obstáculos insalvables que nos obligarán a buscar un camino alternativo. Habrá a quién esto le pueda molestar, a mí personalmente no… No me gusta estar perdido durante horas en un juego, y aquí las fases son bastante largas.

 

La verdad es que me sorprende que nadie apostara antes por traernos este juego. No se trata de una obra maestra ni tampoco revoluciona el género, para nada, pero tiene calidad más que suficiente para atraparnos. Se agradece la apuesta de FX Interactive por traérnoslo, aparte de que juegos con hack and slash no abundan en nuestros compatibles.
En resumen, After the War es un juego a tener en cuenta que sin complicaciones te engancha de manera directa, haciéndote pasar las horas muy rápido. Yo mismo me he visto hasta la una de la mañana jugándolo cada día, algo que pocos juegos de PC han logrado últimamente. Si a esto le sumamos un precio ajustado a 19,95 euros, una buena edición y un regalo extra de 300 puntos FX para cambiar en la tienda FX Classic Store, la apuesta es realmente buena (pensad que con estos puntos hoy por hoy nos podemos pillar el primer Runaway o el Imperium).

Valoración:
Share

Acerca de Javi Ortiz

Colaborador de Fase Bonus www.fasebonus.net . Beta tester de Retroworks www.retroworks.es , colaborador del mundo del Spectrum www.elmundodelspectrum.com, Seguidor del gran Sir Clive y de su obra (excepto el c5) :-D
Esta entrada fue publicada en Artículos, Opinión y análisis, Ordenadores. Guarda el enlace permanente.

10 respuestas a Análisis de After the War (2011)

  1. Muy bueno Javi,se queda patente pues que el nombre es una jugada de marketing de FX.
    Por lo que dices el juego mola bastante y con ese precio ya tienen uno mas vendido!
    Muy rico el analisis Javi.

  2. Una buena jugada de marketing, diria yo.

  3. No pinta mal el juego. Si algún dia paso por delante de una estantería que lo tenga lo compraré… aunque ultimemente intento evitar esas estanterías xD

  4. No pinta mal el juego, pero es un asco este tipo de estrategias que engañan al personal.

  5. Después de leer el análisis ya han vendido otro… 🙂

    Es que este es un claro ejemplo de buen juego a un precio competitivo.

  6. Eso es un buen análisis y no lo que hacen en algunas revistas (la única que hay de juegos de PC 😀 ).

    La verdad Javi, es que por lo que cuentas, dan ganas de salir corriendo a la tienda a comprarlo YA. Y un juego con un 4 sobre 5 es una buena elección, y con ese precio ¿Quién se puede resistir? ( 19,95 es el tope que me gasto en un juego de PC. Si es necesario esperar a que baje de precio el juego de turno, me espero,) . Me lo apuntaré para alguna futura compra.

    Buen análisis Javi.

    (¿Lo del título? Maniobra de Márketing para captar a jugadores como nosotros que le dimos caña al After The War en sus tiempos)

  7. Aquí otro que has convencido para comprarlo. Desde luego con el precio no hay excusa.

  8. Que FX mola no lo pongo en duda y que saca juegos baratitos menos todavía. Pero este juego es de PC y tiene ya más de tres años. Su precio de 20 euros no es una ganga, es su precio en el mejor de los casos.

    Eso por un lado, por el otro comentar que lo del cambio de nombre no deja de ser una cerdada para aprovecharse de gente como nosotros. Si el juego es bueno no había necesidad de cambiarle el nombre y marear tanto la perdiz, porque con esto solo se consiguen críticas de personas que esperaran un juego de ese estilo. Si quieren recuperar el nombre me parece bien, que hagan como con el Abu Simbel.

  9. Por ese precio, si el juego está entertenido merece la pena pillarlo. Además lo de que te regalen otro juego está genial, aunque el Runaway ese, no estaba ya gratis desde la web de FX? Igual me he colado.

  10. Por cierto investigando he dado con que existen dos juegos de esta saca: Collapse devastated world y collapse the rage (este último) Estaría bien encontrarlos ambos para ver que tal están.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *