Diario de un nuevo MSXero #4

Ha pasado mucho tiempo desde el anterior diario en el que hablé de un par de juegos de la scene del MSX. Y no es que haya dejado a la máquina de lado, más bien todo lo contrario, pero es tal el agobio que llevo últimamente que apenas disfruto de tiempo para poder dedicarme a escribir unas líneas. Pero como es necesario no perder las buenas costumbres aquí estamos con otra entrega un poco diferente al resto y que espero sinceramente que os resulte interesante.

 

Comenzaré comentando un juego de Dinamic que a raíz del programa que hicimos en la segunda temporada sobre dicha compañía el amigo Ignacio tuvo a bien recomendarme.

 

 

Programado por Gamesoft y último juego de Dinamic para sistemas de 8 bits hay que comentar que nos encontramos ante un título que posee dos cargas muy diferenciadas en cuanto a estilo y diseño de juego. Por eso mismo, vayamos por partes.

Aventura de la buena

Comenzamos en el punto de partida manejando al Capitán Trueno. Lo primero que notificamos es que nos encontramos ante una de esas conversiones que no aprovechan la máquina en la que están corriendo y es que el colorido aún siendo correcto denota mucho que la versión de Spectrum es la tomada como base para realizar el traslado al MSX.

Pero no nos engañemos. Gráficamente me he encontrado con un juego muy vistoso. Con personajes y enemigos de gran tamaño y unas animaciones más que decentes. Mención especial al tamaño de las arañas, ratas y esqueletos.

 

 

Dicho esto, y metiéndonos un poco más en la jugabilidad del título hay que destacar que nos echaremos a las manos una aventura que mezcla géneros como plataformas y acción por nombrar un par de ellos. Toda esta variedad es debida en gran medida a que además de manejar al Capitán Trueno (cuyas habilidades residen en golpear con la espada para eliminar a los enemigos y en saltar) en cualquier momento de la partida podremos intercambiar a nuestro personaje por sus compañeros Crispín o Goliath. Cada uno de ellos con sus propias habilidades y cuyo uso será obligatorio según la situación para poder seguir avanzando a lo largo del desarrollo del juego.

Crispín es el saltador nato de la aventura pero no puede atacar y será necesario para saltar sobre cuerdas y activar palancas que escapan al alcance del resto de personajes disponibles. Por otro lado el mastodonte Goliath será un peso pesado necesario para echar abajo muros, pero no podremos movernos con él.

 

Y es aquí donde reside el encanto de esta primera carga. La mezcla de habilidades para sortear las dificultades hace de esta carga un programa muy entretenido, variado y sobre todo interesante. Eso sí la duración es un poquito corta o por lo menos esa es la sensación que he tenido al acabarla. Aunque, ojito con una parte que si no estamos atentos nos joderá mucho la partida.

Otro dato a comentar es que al eliminar a los enemigos podremos recoger monedas que nos servirán para realizar compras mediante un menú que desplegamos a nuestro antojo. Compras como vida y energía para nuestro personaje.

 

 

Plataformeo con mucha acción

Esta segunda carga, aún sin llegar a mi juicio al nivel de la primera, es digna de mención. Al más puro estilo Risky Woods (aunque éste sea posterior al juego que estamos tratando en cuestión) avanzaremos mediante scroll lateral por tres niveles distintos saltando y destruyendo todo lo que se nos ponga por delante, eso sí, con un ritmo más dinámico y frenético que la primera carga. Cabe destacar que aquí los diseños son diferentes y el tamaño de los sprites se ve reducido. Variados enemigos y sobre todo dinamismo es lo que más destacaría de esta parte.

Y ahora vamos con la segunda parte de este diario después de este breve comentario sobre el juego (se podría decir mucho más) y que es muy importante para mí.

Siempre he tenido una espinita clavada que no era más que llegara algún día en el que  me pusiera en serio a crear música para videojuegos. Después del pedazo de parón que hemos tenido al acabar la segunda temporada del programa me puse a trastear un poco con varios programas de creación de música para videojuegos, y bueno, poco a poco han ido saliendo cosillas. De momento todo está muy verde pero es un comienzo.

 

 

¿Y todo este rollo para qué? Pues para dejaros un par de enlaces a dos musiquitas muy sencillas que he compuesto para MSX. Todo esto no hubiera sido posible sin la ayuda de dos señores a los que quiero agradecer desde aquí su ayuda. Por un lado a Javier Peña (Utopian) de Retroworks por echarme una mano para que un “negao” como yo en esto de la programación pudiera conseguir obtener una .rom válida para ser ejecutada en la máquina o en emulador y por otro lado dar las gracias a Augusto Ruíz que también me echó una mano para poder ejecutar el WyzTracker, programa con el que se han creado las melodías.

 

 

Y aquí acaba un diario que es muy especial para mí por lo que he comentado en estos dos párrafos más arriba. Espero que os resulten por lo menos curiosas las músicas y no me tiréis mucho al cuello, que son las primeras.

 

Un abrazo,
David Sánchez.

 

Anteriores entregas

Diario #1 MSX Philips VG8020 y Athletic Land

Diario #2 British Bob

Diario #3 Una de recomendaciones

Share

Acerca de David Murcia

https://soundcloud.com/david-alt-sanchez
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a Diario de un nuevo MSXero #4

  1. La segunda carga es Risky Woods en 8 bits. Aunque el RW sea posterior, caramba.

    Y las musicas no estan mal. a ver cuando haces una banda sonora oficial para la página.

  2. Has descrito perfectamente el Capitan trueno, una versión de Spectrum , sin duda, pero que es un juego de gran calidad. Y como dice el buen amigo deka la segunda carga es un risky woods.

    Respecto a tus músicas , como ya te dije, estan realmente bien y cada vez te salen mejor. Ya veras como tarde o temprano saldrá un juego actual para sistema retro con tus melodias 😉

    Grande david1

  3. El Capitán Trueno fue todo un juegazo. Yo lo jugué en mi CPC6128 y es uno de sus juegos de los que mejor recuerdo guardo, sobretodo de la primera carga. En CPC respecto a la versión MSX (y Spectrum) como pasaba a menudo, tenía mucho más colorido pero menos definición (para mi gusto los gráficos eran mejores, pero esto ya digo que va en gustos).

    Las músicas no las he podido escuchar. A ver si luego las puedo disfrutar y comento un poco más.

  4. Que ratico mas bueno le has dedicado al Capitan Trueno!

    Para mi unos de los mejores juegos de 8 bits,eso si,la primera carga,la segunda no es que me entusiasmara demasiado.
    Sobre las musica,yo no te puedo decir mas que son cojonudas y que esta muy claro a que genero pertenece cada una.
    David cuando seas una persona MAS importante aun en el mundo de los juegos,te acordaras de nosotros,no?

  5. Me gusta la primera musiquita sobretodo 🙂

  6. Deka Black dijo:
    La segunda carga es Risky Woods en 8 bits. Aunque el RW sea posterior, caramba.

    Y las musicas no estan mal. a ver cuando haces una banda sonora oficial para la página.

    Deka, es lo que tiene haber jugado antes a Risky Woods que a este juego 😀

    Gracias Javi. Contigo sé que nunca fallo cuando te paso una melodía 😉

    @doragasu Estuve viendo vídeos y demás de la versión de CPC y el colorido me parece genial.

    Amigo Ignacio nunca seré importante. Nunca seremos importantes pero podemos montar nuestro propio garito con…con…eh venga, te invito a una caña xD

    @distydiana Gracias. Las músicas son muy sencillitas, pero bueno, poco a poco.

  7. Le doy la razón a doragasu sobre la versión de Amstrad. Me habéis hecho ganas de abrir la bovina de cds de emuladores y darle unos minutos a este clásico.

  8. Lo de las conversiones se sigue utilizando el mismo patrón hoy en día, hacerlo para el sistema más flojo o fácil y no complicarse

  9. buenas músicas
    el juego uno de los juegos españoles más recordados para mí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *