La Historia de Digital Pictures

Si tenéis un Mega CD, una 3DO, o ya directamente un PC, seguramente al igual que yo, padecisteis esa oleada de juegos “interactivos” de dudosa calidad, conocida como la generación del “Full Motion Video”, o también como el “FMV Hell”.

Y de todas las compañías de aquellos tiempos, Digital Pictures fue la responsable de posiblemente los juegos más infames y risibles de esa época. Pero será mejor que os cuente como empezó su andadura esta compañía.

En 1985 dentro de la compañía Axlon (fundada por Nolan Bushnell), Tom Zito (curioso nombre) empezó a desarrollar el proyecto NEMO/Control Vision, el prototipo se creó modificando una ColecoVision y un reproductor VHS. Sí…, algo así como el Action Max, pero más complejo. La idea era crear auténticas películas interactivas, en las que el jugador pudiese tomar alguna decisión en el juego. Para ello se creó la tecnología “InstaSwitch”. Esto en teoría permitía a la cinta VHS almacenar vídeo, audio y datos, además una caché almacenaría varios segundos de vídeo (se dice que unos 10), para poder acceder a ellos en cualquier momento, supongo que para poder ver alguna escena en particular (como un Game Over), sin tener que ir rebobinando la cinta cada vez. Vamos, algo así como la versión analógica del Mega CD. Para poder terminar el proyecto se buscó una empresa dispuesta a invertir y distribuir la futura máquina. Hasbro llegó a un acuerdo para invertir 7 millones de dólares a cambio de los derechos del producto.

En 1986 se llegaron a crear 3 juegos de prueba:

Scene of the crime: una película interactiva de misterio de 4 minutos.

Bottom of the ninth inning: un juego de baseball.

Y un vídeo musical interactivo.

Para 1987 se terminaron de rodar todas las secuencias de Scene Of The Crime, y el juego ya parecía listo para su venta (el rodaje costó un millón de dólares). Zito también comenzó la producción del segundo juego Sewer Shark, con el experto en efectos especiales John Dykstra como director de las escenas de vídeo.

En 1988, poco después de terminar las secuencias de Sewer Shark (que llegaron a costar 3 millones de dólares), Hasbro decidió cancelar el proyecto debido a los altos costes de producción, tanto de juegos, como de la consola. Si la ControlVision hubiese salido a la venta, costaría unos 300$, muy por encima de los 100 que costaba una NES en 1989.

En 1991, durante los comienzos del boom multimedia, Tom Zito junto con Ken Melville fundaron Digital Pictures, y en 1992 después de llegar a un acuerdo con Sega. Zito decidió rescatar los juegos cancelados Sewer Shark , y Scene of the Crime, este último rebautizado como Night Trap.

Aqui el Colega Zito

Curiosamente, ese mismo año, Digital Pictures se vería metida de lleno (y sin buscarlo) en una de las mayores controversias conocidas en este mundillo, y ¿por qué no decirlo?, una de las más estúpidas. Ya sabéis, toda esa movida paranoide que comenzó con Mortal Kombat, con senadores retards demonizando cualquier cosa que funcionase en consola, siendo Night Trap uno de los que acabase pagando el pato (que el juego es un ñordo, pero no tanto como para intentar prohibirlo). Bueno, en realidad lo que ocurrió es que los “iluminados” confundieron la trama del juego, pensando que iba de matar colegialas, cuando en realidad el objetivo era salvarlas (aunque más de una mereciese morir).

Night Trap, el infame juego de los 80, que vio la luz en los 90.

Curiosamente a pesar de todo, mientras Mortal Kombat se beneficiaba de la polémica para atraer a los jugadores, los juegos de Digital Pictures no los tocaban ni con un palo, ¿por qué sería?

La respuesta es bastante simple: en pleno boom multimedia, las estanterías estaban abarrotadas de pseudojuegos de dudosa calidad, en la mayoría de casos de una calidad prácticamente inexistente. Imaginaros una película de Bruno Mattei, con actores mirando a cámara (si es gritando mejor) con gameplay del género, “simio ve botón, simio pulsa botón”, nos deshacemos del beta testing, comprimimos el vídeo hasta que tenga unos pixelotes del tamaño de una pieza de lego, y ya tenemos nuestra película interactiva.

A finales de los 90 la compañía estaba en declive, pero aun así les dio tiempo para mancillar a Sega Saturn con una versión mejorada (¡¡¡aaajajajajaja…!!!) de Corpse Killer, y Quarterback Attack, un juego de football americano en el que único interés es poder ver a Reb Brown, en uno de sus peores papeles (que ya es decir) y en el que solo “manejábamos” al QuaterBack.

Después del colapso de Digital Pictures, esta fue comprada por Cyber Cinema Interactive, quien tuvo intención de relanzar los juegos en DVD, pero por suerte esto nunca ocurrió. Sin embargo sí que tuvieron el valor de producir una película en el año 2003, llamada “Game Over: Maximun Surge”. Lanzada directamente a DVD, la trama trata sobre un superordenador conectado a una red de videojuegos. El propio ordenador crea esos juegos de realidad virtual, pero un pirata informático se adentrará en dichos juegos, para vencer al ordenador y así evitar el caos mundial.

Si la historia es ridícula de por sí, la cosa empeora cuando va avanzando la película, y resulta que el fabuloso mundo virtual son en realidad, juegos de Digital Pictures ¡¡JAJAJAJAJAJAJA….!!

¿por que? Walter, ¿por que?...

Así es, allí fuera existe una película hecha a partir de juegos de Mega CD, más concretamente de Prize Fighter, Corpse Killer, Quarterback Attack, y Maximun Surge, este último es de hecho, un juego cancelado del que solo existe una demo para Windows 95. Guau… así que tenemos una película, que durante más de media hora se compone de juegos de Mega CD…, y la mayoría de esas escenas, son de un juego cancelado…, creo que tenemos candidato para Cine de Wario.

Después de esto, Cyber Cinema Interactive no ha vuelto a producir nada más, ni juegos, ni películas (que se fastidien, por no saber utilizar a Walter Koenig).

Pero no me voy a marchar sin antes soltaros esta curiosidad:

Todos los juegos de Mega CD (como muchos de Saturn, y algunos de Dreamcast), suelen almacenar como mínimo una pista de audio CD. Dicha pista es simplemente una advertencia, por si metes el disco por error en tu equipo de música, pero en cambio los juegos de Digital Pictures tienen un mensaje subliminal oculto.

Si escuchamos el mensaje al revés oímos que un grupo de gente dice “number 9”, tres veces, al número 999, ¡si le damos la vuelta es 666! ¡¡¡AAAAGGGHHHH!!! Bueno, en realidad el mensaje no es ese (al menos eso quiero pensar). 9 es una forma de decir “izquierda”, por lo que 999 quiere decir que pulsemos izquierda tres veces, básicamente es un truco (cheat code) para el juego Sewer Shark, que activa la invulnerabilidad, aunque yo lo he probado y nunca me sale.

¿En serio? ¿Tiburon de cloaca?...

Bueno, y aquí es donde termina la historia de Digital Pictures, una de las muchas compañías que aparecieron en el boom multimedia, y desapareció tan rápido como vino. Y por cierto, si alguien encuentra la película Game Over en español, que avise, por que nos encantaría verla.

Share
Esta entrada fue publicada en Artículos, Historia y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a La Historia de Digital Pictures

  1. Plas Plas Plas, un articulo de los que a mi me gustan!

  2. Buena entrada, desconocía por completo lo de la peli de Game Over. Voy a ver si la encuentro para descargar 🙂

  3. ¿En serio existe tal película? ¿Cómo es posible que se hayan dignado a publicarla? ¿Los videos se seguirán viendo a 256 colores, pixelados y comprimidos?

    Buen artículo Héctor, la verdad es que yo solo probé el Sewer Shark y aunque ya lo hice con la edad suficiente como para tener criterio, estoy seguro que de pequeño hubiera echado la misma… eh… las mismas opiniones sobre él.

  4. Muy bueno, me ha encantado 🙂
    Ya me muero de ganas de ver esa peli, jeje

  5. Que gran chute de recuerdos. Nosotros tuvimos el Ground Zero Texas y la verdad es que era una mezcla entre cutrez, CYOA y una película de FX… Aquí la foto por si no conocéis el título:

    https://fbcdn-sphotos-a-a.akamaihd.net/hphotos-ak-snc6/260262_100231526738640_2717971_n.jpg

    Gran artículo!

  6. Yo recuerdo aquella época de lanzamientos infames, sobre todo el vídeo que venía en Hobbyconsolas con el Sewer Sark, que me parecía horripilante. La calidad del vídeo era nefasta, y la jugabilidad tampoco prometía nada del otro mundo.

    Saludos

  7. @Creeping: Hombre, pues en las cintas de Hobby Consolas casi que se veía mejor que en el propio juego xD

  8. Desde luego creo que a nadie le colaron el mensaje de que “esto” era “el futuro”. Menudas bazofias que además eclipsaron a los juegos buenos de MegaCD haciendo que pareciera un mal cacharro cuando tenías sus cosas buenas. De este rollo el que mejor pintaba era el Road Avenger que, al ser de animación, quedaban más disimuladas las carencias de la paleta de colores. Además era bastante frenético, chulo para jugar en el Canadian un rato (¿recordais esta tienda de Barcelona?)

    ¡Un artículo estupendito Hector!

  9. Gran articulo Hector, yo he tenido la suerte de escucharlo de ti cuando volviamos de juerga de la feria de Málaga 🙂 nos vemos pronto compañero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *