Max Mix: Bakalao, amor y mafia

En 1984 dos empresarios se unirían para formar Max Music, un sello musical que se propuso dar a luz el primer gran megamix español (con permiso de Blanco y Negro Music). Para ello organizaron un concurso a fin de buscar los DJs más apropiados, resultando como ganador Mike Platinas. El premio consistía precisamente en encargarse de grabar la mezcla, junto a Javier Ussía.

En aquel entonces las cosas se hacían de otra manera, con un magnetófono y a golpe de tijera sobre la cinta y luego pegando las partes, lo que tenía un mérito de narices.

maxmix1

Así fue como nacería el primer Max Mix, vendiéndose como “El primer megamix español”, cuyo resultado fue todo un éxito, superando todas las previsiones en cuanto a ventas. Miguel Degá y Ricardo Campoy, fundadores de Max Music, no podían estar más encantados.

Debido a la acogida, algunas semanas después ya estaban trabajando en una nueva entrega. Para este segundo volumen, que vio la luz medio año después del original, se le concedió mas libertad a Platinas, lo cual resultó ser todo un acierto, porque las ventas del Max Mix prácticamente se cuadriplicaron en comparación con el primero.

maxmix2

Max Music era imparable, y llegó Max Mix 3, ofreciendo otra vuelta de tuerca gracias a Andreu Ugas y su “beatbreaker”. A partir de esta edición, Mike Platinas y Javier Ussía entregaron el testigo a Toni Peret y José Mª Castells, parece ser que por algunas diferencias insalvables con Max Music.

La cuarta entrega se promocionó con un kit que incitaba a hacer tus propias mezclas cortando y apañando cintas, y el Max Mix 5 se dividió en dos partes, como si de dos discos distintos se tratara, con un lapso de medio año.

En la sexta entrega Ugas volvió a rizar el rizo con el multisampling. Además este Max Mix 6 contó con una versión especial para el mercado alemán que incluía más temas adicionales.

maxmix3

Siguieron apareciendo otras entregas a razón de dos al año, con unas ventas que habían comenzado a estabilizarse, mientras veíamos nacer desde la competencia grandes futuros referentes como el Bolero Mix. Max Music tampoco dio tregua con otras franquicias como Máquina Total o Lo + Duro.

En 1991 saldría a la venta el Max Mix 11, el primero editado digitalmente. Además venía con una cinta VHS de regalo en la que los autores explicaban todo el proceso de producción. La siguiente entrega, Max Mix 12, suponía la despedida de Peret y Castells en los Max Mix.

maxmix4

Quique Tejada se uniría a Max Music en 1995, dando origen al llamado “Dream Team”. Un tiempo después aparecería el Max Mix 13 (“El Auténtico Megamix”), que no llevaba el número en la edición (al menos en España, algunos dicen que por una cuestión de reinicio de la franquicia y otros por meras supersticiones). El caso es que si se trata de lo segundo no resultó muy efectivo.

Puede que el mercado comenzara a saturarse o tal vez el consumidor tenía demasiadas opciones dónde escoger (Ibiza Mix, Disco Estrella, Blanco y Negro Mix…). La cuestión es que las cosas comenzaron a torcerse y de repente las ventas ya no iban tan bien.

maxmix5

Ricardo Campoy decidió fundar su propia compañía: Vale Music. A ella se unirían Toni Peret, José Mª Castells, Andreu Ugas y Quique Tejada.

Esto desembocó en varios litigios entre Max Music y Vale Music. El señor Miguel Degá no debió quedar muy contento, pues se le ocurrió la feliz idea de contratar a unos sicarios para que se ocuparan de su ex-socio, intentando librarse así de la competencia.

Los encargados fueron un grupo de mexicanos, que se pusieron manos a la obra. La cuestión es que por aquel entonces, Campoy y Castells tenían el mismo modelo de coche. Si a esto le sumamos cierto parecido físico, los pobres mercenarios se armaron el lío.

Confundieron y secuestraron a José María Castells creyendo que se trataba de Ricardo Campoy. El pobre Castells amaneció tirado en una furgoneta, maniatado. Lo habían forrado a hostias, pero por suerte estaba con vida.

El propio Castells ha compartido algún vídeo de la época recogiendo la noticia:

Miguel Degá fue declarado culpable e ingresó en prisión. En 2005 se dio a la fuga, subiéndose a un avión y abandonando el país. No se supo nada más de él, actualmente continúa en paradero desconocido.

Un año después Vale Music fue adquirida por la Universal.

Detrás de esta rocambolesca historia, quedan para el recuerdo aquellos discos de Max Mix, que supusieron el pistoletazo de salida para las mezclas de toda una época, las cuales se propagaron como mancha de aceite en parte gracias a nuestros cassettes de doble pletina. Porque no todo era copiarnos juegos de Spectrum y Amstrad, oye.

Esta entrada fue publicada en Historia y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a Max Mix: Bakalao, amor y mafia

  1. Pura serie negra… Y desconocia esta historia, la verdad. De que cosas se entera unoo…

  2. ¡Qué fuerte! Pensar que por la cagada de unos matones te toque a tí palmar es algo muy pero que muy jodido…

  3. Yo recuerdo esa noticia. Me he criado con los Max Mix desde el 4 en vinilo, gracias a mi primo. Me encantaba el 4 porque al final del megamix se escuchaba una voz al reves. Si tirabas el disco para atras se escuchaba “oye, pero que haces escuchando el disco para atras”. Dicha curiosidad se mantuvo en la edicion en CD (que tengo) y que pierde toda la gracia porque no podemos escuchar el cd al reves, a menos que metamos el audio en un ordenador e invirtamos la onda gracias a un programa de edicion de audio 😀

    La epoca del Dream Team fue genial, sacando el Dream Team Mix (recopilatorio con un megamix brutal y una seleccion de temas insuperable) Max Mix – El Megamix tuvo un megamix tambien muy muy currado y el mas largo en los tipicos recopilatorios dance (como maquina total), pero ya entro en una epoca en la que los megamixes ya no impresionaban tanto, y la gente buscaba otro tipo de musica.

    Pues desde los comienzos con este tipo de musica, desde el max mix 4 hasta dia de hoy, me sigue gustando toda clase de musica electronica y de ahi que en mis ratos libres, le de caña a la mesa de mezclas que tengo. Algun dia compartire con vosotros alguna sesion que tengo por ahi perdida 😀 😀

  4. @Ricco: A ver si pasas algo y lo metemos un día de estos en el programa 🙂

  5. Para mi los max mix fueron grandes hasta el 6, a partir de ahí empezó el Acid y todo eso y le perdí la pista. Bolero mix, de Raul Orellana, fue también espectacular, al igual que el mas mix que nunca, holiday mix, celebration mix, studio 54 vol 2… y muchos otros, cuando la música disco era la reina.

    Un Saludo
    Javi Ortiz

  6. Qué fuerte!!!! No tenía ni puta idea de esta noticia y eso que yo tenía alguno en vinilo y bastantes cintas copiadas (es lo que había en esa época jajaja). Menudo culebrón.

  7. Soy muy fan de los MaxMix, recuerdo cómo en las fiestas de mi urbanización empezó a sonar el Max Mix 2, bajé corriendo a escucharlo y luego al Corte Inglés a comprarlo. En una época que sólo existía la música de los 40P, era casi punk ponerse esto.

    Un día vinieron a mi ciudad Mike Platinas y Javier Ussía. Al primero le pedí un autógrafo en la parte de detrás de una consumición de Licor43, y me dijo “¿No sería mejor que te tomaras la consumición?” Normal, yo tenía 14 años XD

  8. Solo dire que menudo final el del articulo.
    Aunque ahora me suena casi de cachondeo, menuda confusión la de los sicarios!

  9. verdad a medias. se os olvida decir que mientras miguel dega estaba en mexico abriendo otra filial de max music, los señores ricardo campoy, toni peret y jose maria castells, aprevecharon para repartirse el pastel de max music, declararla en quiebra dejando impagos y abrir vale music, todo a espaldas de miguel dega. normal que al volver y enterarse del noticion, quisiera matar al que era su socio ricardo campoy.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *