Popeye (Atari VCS / 2600)

Título: Popeye (versión comentada: Atari VCS / 2600 )
Compañía: Parker Brothers (versión arcade original: Nintendo)
Programador: Joe Gaucher
Año Lanzamiento: 1983

Nos encontramos ante una conversión del arcade original de Nintendo del mismo nombre, llevada a cabo por Parker Brothers, la misma que hiciera otras conversiones también para esta consola, como la del famoso Frogger entre otras.

popeyearcade

Captura de la recreativa original de Nintendo

Popeye debe recoger todos los objetos llenos de amor (seguramente  con obscenos posteriores deseos) que le tira su amada Olivia para poder pasar de pantalla: corazones en la primera fase, y notas musicales y besitos en las posteriores. Estos objetos tan rebosantes de enamoramiento van descendiendo progresivamente por la pantalla a medida que Olivia los tira. Si alguno de ellos no es interceptado en su trayecto y llega a la parte inferior de la pantalla, la cual está repleta de agua, Popeye tendrá unos pocos segundos para recogerlos o perderá una vida.

Como enemigos contamos con Brutus y con la Bruja que tira botellas. Ésta última se ha omitido gráficamente en esta conversión, así que sólo veremos la botella que nos lanza. En las instrucciones pone muy cuidadosamente para excusar la ausencia gráfica de este enemigo que “Aunque nunca podremos ver a esta bruja, está siempre oculta en los mares, lista a lanzar una botella a Popeye”. Una vez más, la imaginación al poder, aunque a los que jugaron a la recreativa original de Nintendo no se la colaban.

Popeye (1983) (Parker Bros)

La botella lanzada por la bruja es ocasional y va cambiando de plataforma, sólo se disparará hacia nosotros cuando se encuentre en la misma plataforma que Popeye. Es tan sólo un peligro añadido, ya que el verdadero enemigo principal es Brutus, el cual va a tratar de hacernos la vida imposible. El mínimo impacto con él significará perder una vida, y va a intentar por todos los medios que esto ocurra, ya sea lanzándonos ráfagas de botellas cuando esté en la misma plataforma que nosotros o bien saltando de abajo a arriba o tirándose hacia la plataforma de debajo de forma brusca cuando se encuentre en una plataforma superior a la nuestra.

Para cambiar de plataforma tenemos escaleras en la primera y tercera fase, y escaleras y trampolines en la segunda. También hay algunos huecos vacíos donde podemos precipitarnos a la plataforma inferior.

Nuestras únicas ayudas serán el puño de Popeye para parar las botellas, y las espinacas, que van cambiando de escalón durante el transcurso del juego, y que cogidas estratégicamente pondrán a Popeye de color rojo y pararán la caída de los objetos que nos tira Olivia para darnos un respiro y también permitirá acabar con Brutus con sólo tocarlo, que saldrá volando por la pantalla, aunque éste volverá a aparecer de nuevo poco después. Estas espinacas, además, nos doblarán la puntuación de cada muestra de amor que nos tira Olivia si las cogemos mientras estamos bajo el efecto de ese sospechoso vegetal verde mágico del cual desconozco todavía el principio activo.

Popeye (1983) (Parker Bros)_1

No nos dejemos engañar por los gráficos, pues si bien a primera vista difieren bastante del original a nivel de detalle y se han perdido muchos adornos (cosa normal debido a la consola que estamos tratando y sus más que humildes prestaciones), respetan muchas similitudes con éste y no están nada mal recreados, y lo que es más importante: la esencia arcade del juego está perfectamente captada e implementada.

Y esto es así porque es realmente muy rápido y ágil. Se mueve con mucha suavidad y ofrece una sensación de dinamismo propia de la recreativa de donde proviene.

La dificultad es progresiva y al acabar una vuelta del juego (3 fases), empezaremos de nuevo en la primera pantalla pero observaremos más frecuencia en las botellas lanzadas por la -invisible- bruja, un Brutus más pesado si cabe y que los corazones de Olivia descienden más rápido. No existen modos de juego, teniendo que empezar siempre desde el nivel más fácil y no pudiendo elegir dificultad de entrada.

En el apartado sonoro se ha respetado la musiquilla de fondo de la primera pantalla de la recreativa, que hace más amena la partida, y no llega a hacerse excesivamente repetitiva a pesar de lo machacona que pueda parecer, ya que cuando cojemos las espinacas y mientras dura el efecto de éstas hay un cambio en la música y se escucha la archiconocida banda sonora de Popeye. También contamos con una recreación muy buena al inicio de la pantalla y al coger los objetos de Olivia. Lo único que faltaría respecto al original sería el sonido que alerta cuando un objeto que debemos recoger ha llegado al agua. Aparte de esto, sólo contamos con una música de fondo y no con tres como había en la recreativa, pero es todo un detalle poder jugar con ,al menos, una de ellas.

Popeye (1983) (Parker Bros)_2

Otra cosa que se echa de menos es el bidón que podemos tirar a Brutus en la primera pantalla que aparece tanto en la recreativa original y otras versiones que tuvo este juego.

Como vemos, ha habido algún que otro recorte lógico y necesario respecto a su versión arcade en cuanto a sonidos y gráficos, sobre todo en este último aspecto, pero eso no quita que nos encontremos ante una muy buena conversión que destaca de muchas otras que no salieron tan bien paradas.

Lo mejor: Muy buena conversión, mantiene una gran fidelidad con el arcade del cual proviene y eso es lo importante. Se mueve a un ritmo muy ligero. Si te gustan los juegos clásicos cíclicos de principios de los 80, tienes que echarle un ojo a esta adaptación.

Lo peor: Sólo hay un modo de juego. En mi opinión es un fallo: ni dos jugadores ni selección de dificultad inicial. Y algo que se echa muy en falta y creo que podría haber sido implementado fácilmente: no existe el barril de la primera pantalla, al cual en la recreativa original podíamos dar un golpe de puño para tirárselo en la cabeza a Brutus. Esto le resta algo de vidilla a la primera fase.

Valoración Global: 7,5

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Popeye (Atari VCS / 2600)

  1. Que recuerdos el popeye, pero la versión de Nes 😛 . Fue uno de los primeros juegos que recuerdo de viciarme tarde tras tarde con solo 4 o 5 añitos. No conocía esta versión pero para ser una atari parece tirar que da gusto, manteniendo la jugabilidad. Buen articulo compañero 🙂

  2. Buen articulo. Habia oido hablar de el pero no conocia el juego. Voy a probar en el emulador haber que tal.

  3. El Popeye de NES nosotros tuvimos el honor de tenerlo en una clónica y es una conversión excelente. (viva las clónicas y sus tropecientos juegos que de otra manera nunca jugaríamos xD)

  4. Paraser 2600 tiene un aspecto inusualmente bueno…

  5. Que buen artículo. El sprite de Popeye les quedó fenómeno, pues sigue pareciendo chuletilla y fuertote, como tiene que ser.

  6. Al igual que el amigo Salariasa, yo también le tiré a la versión de NES. El caso es que por tu culpa me han dado bastantes ganas de darle a esta versión 😉

  7. Otro que se une a los que fundieron la versión NES. El de Atari si me suena haberlo visto pero no haberlo jugao, y como bien dices, tiene pinta de que la conversión daba el pego.

  8. Como siempre un placer leerte Robe, genial el comentario del manual con la Bruja, como se las ingeniaban antes para saltarse esas restricciones que tenían de hard.

    Por lo demás, gráficamente no creo que desentone siendo la maquina que lo ejecuta, creo que “da el pego” como decimos en esta casa.

    Genial Robe, como siempre!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *