¿Es una obra su autor?

Últimamente se habla mucho de la gente que está detrás de proyectos de videojuegos, eso es algo maravilloso ya que hasta hace relativamente pocos años el equipo que realizaba un videojuego era conocido solo por cuatro apasionados del sector.

Por supuesto aplaudo el dar visibilidad al trabajo de los creadores de videojuegos, al igual que pasa en otros sectores como la indústria cinematográfica, o la literaria.

Quizá un sector parecido al de los videojuegos fuese el de los cómics en que muchas veces se consumía el resultado de la obra sin importar quién la dibujaba, guionizaba o entintaba (en mucha menor medida que en los videojuegos siempre).

Hace poco en Fasebonus han hablado, y digo “han” porque no pude participar en dicho programa, de la obra cumbre de la ciencia ficción catalana: “Mecanoscrit del segon origen”.

Obra cumbre en los 80, ya que a día de hoy desconozco si se ha escrito en catalán alguna obra de ciencia ficción que la haya superado en interés literario, en unidades vendidas sí que lo dudo por el carácter popular que tuvo la novela en los institutos.

Pues bien, el autor de “Mecanoscrit del segon origen” es un autor que, paralelamente a su prolífica y premiada obra, tenía unas ideas políticas con las que puedes congeniar o no.

Le tocó vivir la Guerra Civil, lo hizo en el bando Republicano y luchó contra el franquismo de la manera que a él le parecía mejor, utilizando el catalán en todas sus obras.

Y es que Manuel de Pedrolo era independentista, y de izquierdas, que una cosa no tiene porqué significar la otra.

Esto provocó que muchas de sus obras no pudiesen publicarse debido a la censura, aunque no nos engañemos, aunque las hubiese escrito en castellano no hubiesen superado dicha censura porque lo malo de las dictaduras es que suelen ir en contra de las ideas progresistas, que Manuel las tenía también.

Resultat d'imatges de manuel de pedrolo
Todo este preámbulo lo he querido utilizar para poner de manifiesto que una obra es independiente de su autor, en el momento es que se hace pública adquiere una vida propia, sobretodo en el mundo literario.

Cada uno de los lectores de una novela sentirán cosas diferentes cuando la lean según como se imaginen a los personajes de la misma, o su estado de ánimo, o quién les haya recomendado el libro, hay muchos factores que hacen que parte de esa obra te impregne de una forma totalmente distinta a otro lector de la misma.

En el caso de “Mecanoscrit del segon origen” estamos ante un buen ejemplo, el ejemplo de una obra literaria rica, que te hace imaginar un mundo desolado, sentirlo, vivir parte de la aventura de Alba y Dídac…

Por otra parte las simpatías del lector hacia el independentismo catalán y sus afiliaciones políticas, reales o heredadas, pueden hacer que su autor le parezca una persona mezquina o simpatizar con ellas o ser indiferente totalmente, de forma independiente a su obra.

Este tema lo discutimos en Fasebonus llegando al consenso de que la obra de un autor es independiente del mismo. En ese momento entró en juego Jarkan que nos dijo: -¿Pero la obra de un cura pederasta os parecería buena igualmente?-.

Está claro que en el caso de que un autor haga algo despreciable va a hacer que te encares a su obra con prejuicios, prejuicios que no tendrías de no saber la vida del mismo autor.

Resultat d'imatges de woody allen soon yi
Pongamos otro ejemplo, si ves una película de Woody Allen antes de saber que se casó con su hijastra la verás de una manera, si tienes el conocimiento previo la verás de manera distinta, y si ves la obra cuando te enteras que otra de sus hijastras lo ha acusado de violación pues seguramente tendrás una manera de enfrentarte a la película muy diferente… Pero será exactamente la misma película, lo que cambia es tu reacción ante ella.

No me enrollo más y voy al meollo del asunto: Hoy en día ha habido noticias de gente que ha acusado a un desarrollador de videojuegos de “nazi”, misógino, racista y unas cuantas cosas más haciendo que incluso habiendo sido invitado a una prestigiosa feria de videojuegos española haya decidido no venir debido a los insultos recibidos por las redes sociales de gente de nuestro país.

Resultat d'imatges de daniel vavra
No creo que una vez cara a cara la gente que insulta en twitter vaya a hacer algo de lo que se lamente nadie, pero respeto la decisión de Daniel Vavra de no asistir a dicho evento, haciendo retroceder a España de nuevo a la Edad Media de cualquier sector que parece ser el lugar que le corresponde.

La pregunta que yo me hago es: – ¿Es Kingdom Come Deliverance, el último juego del estudio Warhorse con Daniel Vavra como director, un juego racista y misógino como se le ha acusado de ser? ¿Es así debido a que el director del juego también es alguien racista y misógino? ¿O, por el contrario, se nos está yendo todo de las manos y ya solo nos dedicamos a señalar con el dedo mostrando la mancha de ketchup en camisa ajena sin dar importancia a la mancha de mayonesa de la nuestra?

¿Qué opinan ustedes señores? ¿Estamos demasiado tiempo expuestos a chorradas de las redes sociales? ¿O se debería censurar más?

Share
Esta entrada fue publicada en Opinión y análisis y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ¿Es una obra su autor?

  1. Buufff! Ese debate como dice Kal se comentó ya en un programa de FaseBonus y fue bastante interesante las distintas opiniones.

    No tenía ni idea del caso de Daniel “Barbas” este, pero sí de un caso parecido como el de David Cage de Quantic Dreams cuyo próximo e inminente juego (Detroit Become Human) ya está siendo criticado (incluso antes de ser publicado) por una polémica sobre casos de racismo en el estudio.

    ¿Acaso no se puede juzgar la obra por un lado, y juzgar los actos del autor por otro? Debería ser así… pero aparentemente es más difícil de lo que parece…

  2. A Daniel Vavra lo han acusado de misógino y nazi por estar a favor del “Gamergate” (Una denuncia de los gamers contra la falta de honestidad y de moral de los críticos de videojuegos) y por no querer incluir contenido “diverso y multicultural” (políticamente correcto) en Kingdom Come.

    Lo del Gamergate es un caso claro de “darle la vuelta a la tortilla” en el que algunos críticos de la prensa videojueguil que se sintieron atacados por gamers (organizados) que sacaron a la luz casos de manipulación, amiguismo, etc, en las reviews de los juegos, luego a su vez acusaron a los partidarios del Gamergate de ser misóginos, intolerantes, etc… para tapar sus miserias.

    Y lo del Kingdom Come es tan sencillo como que Vavra quería hacer un juego de rol totalmente realista, basado en la sociedad feudal del siglo XV. Sin magia, dragones, ni nada de eso… todo lo más realista posible. Pues bien, llegan los defensores de lo políticamente correcto y le echan en cara que porque no incluye diversidad racial en el juego, ni personajes jugables femeninos, etc…

    Daniel Vavra contestó simplemente que en la Bohemia del siglo XV no existían personas de color, o que las mujeres en aquella época no se dedicaban al oficio de las armas. Pues él lo que quería era hacer un juego que representara la época feudal de la forma mas realista posible. Pues bien, siguieron dándole la brasa de que tenía que meter diversidad y bla, bla, bla… Y el tío (lógicamente) siguió en sus trece, haciendo el juego como él quería.

    Y ya por eso es un nazi.

    Toda esta gente que acusa a este señor de intolerante debería pararse a pensar que es su puto juego. Que tiene libertad creativa para hacerlo como le salga de los huevos. Punto. Que eso no le convierte en un intolerante ni en un nazi. Si acaso los intolerantes son todos esos defensores de lo políticamente correcto que van por ahí diciéndole a los desarrolladores como tienen que hacer sus juegos, por que ellos lo valen.

    Si no te gusta el producto que te ofrece el Sr. Vavra, pues simplemente no lo juegues.

    O te montas un kickstarter con tus huevos toreros, como hizo este señor, y te haces el juego a tu gusto. Así de simple.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.