Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión
 

Autor Hilo: El hilo de "La última peli que he visto" (Leído 276230 veces)

Deka Black

  • T-600
  • Mensajes: 9 109
Cine para las plebeyas masas, que al final es del que mas se habla en ocasiones.
A straight line may be the shortest distance between two points, but it is by no means the most interesting. - (Third Doctor in The Time Warrior)

Hoz3

  • Visitante
PACIFIC RIM


Este hilo siempre me ha encantado. Llevo tiempo sin visitarlo. Ahora que he vuelto ya me estoy apuntando algunas sugerencias que he visto por aquí.

Este es un resumen de lo que me ha parecido Pacific Rim: Pacific Rim es una película muy entretenida, aunque quizá pelín larga, donde vamos a asistir a un espectáculo de fuegos de artificio en forma de luchas entre robots gigantes y monstruos enormes, donde se demuestra una vez más, que en el cine se puede hacer ya de todo gracias a los efectos infográficos de ordenador, y en el que el guión no brilla especialmente ni lo pretende, ya que sólo quiere transmitir diversión sin demasiadas complicaciones buscando el puro y simple entretenimiento para el público que guste del fantástico como género, y sobre todo para los fans de los Mechas y del género Kaiju Eiga. Aprovechad para llevar al cine a algún hijo, sobrino o hermano pequeño, porque ellos son los que lo van a disfrutar más, y sentirán lo mismo que nosotros cuando vimos a Godzilla, Mazinger Z o Ultraman por primera vez, en otros tiempos quizá más felices y más ingenuos.

Más info en Dragones y Marcianos blog: http://dragonesymarcianos.blogspot.com.es/2013/08/pacific-rim.html

drunkinpublic

  • T-7T
  • Mensajes: 258
¿Quién puede matar a un niño? (España, 1976)

Desconocía totalmente la existencia de esta película (ignorante del cine que es uno...) de Chicho Ibañez Serrador, ideólogo del "Un, Dos, Tres..." y otros tantos programas de televisión. Me ha sorprendido mucho por la fecha (1976) y por estar rodada en Alicante, Mallorca y Sitges. La recomiendo encarecidamente (siempre entendiendo la coyuntura en la que fue creada).

Grata sorpresa la que me he llevado! Aquí el trailer.

¿QUIEN PUEDE MATAR A UN NIÑO? (1976) -trailer-
última modificación: 10 Octubre 2013, 14:07:00 por drunkinpublic

Deka Black

  • T-600
  • Mensajes: 9 109
Yo la he visto dos veces y ni una mas. pero no por mala. por BUENA. no quiero estropear el recuerdo
A straight line may be the shortest distance between two points, but it is by no means the most interesting. - (Third Doctor in The Time Warrior)

araubi

  • Visitante
Vamos allá, que hace tiempo que no paso por aquí y se me acumulan:


Aztec Rex y Sharkman. Dos truños que para no perder el tiempo los voy a comentar conjuntamente: para reírse de lo malas que son. ¿Cual es peor? Aztec Rex, aunque la elección es difícil, pero el ver a Hernán Cortés con su "ejército" (literal) de cinco fulanos mal contados no tiene precio. Entre las dos un 2, así que un 1 para cada una.


Con Sinister pude remontar un poco el vuelo, pero no demasiado. La cinta es correcta, se deja ver y deja un regusto agradable, lo que para una cinta de terror actual ya es todo un logro. Le dejo la nota en un 5,5.


El documental de Barón Rojo sabe a demasiado artificial, sobre todo la parte que toca a los hermanos De Castro, que quedan bastante retratados. No entiendo esto de hacer un documental a lo reality americano, sacando a algún protagonista comentando algo que ya ha pasado, pero que él lo hace en futuro, como si todavía no hubiese ocurrido. Esa es una de las razones por lo que gran parte del documental sabe a rancio y artificial. Una pena, se queda, al igual que el grupo, en un agridulce recuerdo de épocas pasadas y mucho mejores que la actual para la vida de la banda. Un 5,5.


Animales Racionales debió de ser la película española que Montoro ha visto en toda su existencia, porque solo así se justificaría su comentario sobre que al cine español le falta calidad. Película mala y, lo que es peor, con aires de grandeza, tratando de mostrarnos un futuro postapocalíptico y queriendo dar lecciones filosóficas. Cuando en realidad a medio metraje se desnuda la película y la protagonista y entonces lo vemos claro: esto es una fusión de una españolada y una película gafapasta. El resultado difícilmente podría ser peor. Recomendable alejarse de ella salvo que se quiera explorar los límites del cine basura. Un 1.


Pink Flamingos es una montaña rusa de emociones, pero de las malas. Es difícil pensar en una película más desagradable y donde se vean más perversiones que en este ejercicio de destripe del American way of life, siendo en ese aspecto digna de elogio. No resulta fácil valorar una película así, porque por un lado estoy seguro que nunca más querré verla, pero por otro lado es un ejercicio tan valiente de mal gusto concentrado que... hasta acaba gustando si no fuese por la escena final, que acaba por revolverte las tripas con Divine ejerciendo como "persona más guarra viva". Un 5.


Tucker Y Dale Contra El Mal es muy divertida y, sobre todo, inteligente. Mantiene en todo momento un gran nivel pese a que roce en varias ocasiones la repetición excesiva al ahondar en el equívoco como único hilo conductor de muchas escenas. Una comedia muy fresca, aunque creí que iba a ser bastante más gore (tampoco es un problema que no sea así), pero no me ha decepcionado en absoluto y la recomiendo. Le doy un 7 sin problemas.


V/H/S es una ingeniosa manera de promocionar a directores noveles o poco conocidos. Con un hilo conductor en los que un grupo de gamberros se adentran en una casa en busca de una cinta VHS, se encuentran con un buen número de ellas, por lo que tendrán que revisarlas para encontrar la que buscan. Lo que verán serán una serie de cortos perturbadores, o eso al menos era la intención de los directores porque la realidad dicta que sólo el último de ellos merece un aprobado, al conseguir realmente transmitir angustia. El resto de cortos son bastante flojitos y propician que el espectador se desconecte con bastante facilidad. Lo que tampoco ayuda es que los diálogos sean un interminable marea de "fucks" por todas partes, llegando a límites absurdos e insoportables. La idea, como digo, es buena, pero hace falta que la calidad de los cortos acompañe mínimamente. Un 3.


Sin embargo, V/H/S 2 levanta mucho el listón de su predecesor. Tiene menos segmentos pero de una calidad media sensiblemente superior a la de la primera parte. En esta ocasión no encuentro ninguna historia especialmente reprobable, aunque sin resultar excesivamente destacables. La que sí que es digna de mención es la de la secta, dirigida por Timo Tjahjanto (Macabre) y Gareth Evans (autor de la notable The Raid), que resulta una historia bizarra, perturbadora y con una tensión constante. Sin duda, V/H/S 2 merecería la pena solo por ese segmento, que rondaría el notable y que le ayuda a terminar con una nota por encima del aprobado. Un 5,5.


Drug War es una lección de cine de acción por parte de Johnnie To. No hay ningún diálogo supérfluo, no hay historias secundarias o atisbo alguno de indagar en la vida personal de los protagonistas, no hay, en definitiva, nada que nos distraiga de la historia: la persecución de un narco por parte de la policía. No hay concesiones, ni florituras, ni descanso alguno en esta trepidante película repleta de escenas de las que quedan en la retina. De nuevo, el cine asiático se anota otro tanto. Un 8.


Creo que valorar Metallica: Through The Never como película no tiene sentido alguno. En ese sentido es idéntica a The Song Remains The Same, la película-concierto de Led Zeppelin. En ambas hay una serie de escenas que sirven como excusa para llamarles película, aunque en la producción de Metallica son mucho menos abstractas y más hilvanadas, lo de Led Zeppelin llegaba a ser un auténtico delirio. Lo importante, no lo olvidemos, es lo que sucede en el escenario y en todas las perras que se han gastado para montarlo, porque para algo era especial para la grabación de esta película. En ese sentido, en el de ceñirnos al concierto, decir que el sonido es brutal e inmejorable, si te gusta Metallica disfrutarás como un enano, sin duda, ya que la selección de temas es bastante acertada teniendo en cuenta la duración de la película y que han querido escoger al menos una canción de cada álbum (salvo del St. Anger, definitivamente enterrado para siempre). Lo dicho, como concierto es genial y un sueño para cualquier seguidor de Metallica, lo más cercano a estar en uno de sus conciertos si nunca has tenido la oportunidad de estar en uno. ¿Cómo película? Pues como ya he dicho no tiene sentido puntuarla como película, porque como mucho sería un corto con un concierto intercalado. Por mi parte, un 7



Y así son las cosas y así se las hemos contado. Espero que disfruten de estos breves comentarios.

WolfCult

  • T-600
  • Mensajes: 2 664


La pelicula de la banda Nightwish, a mi me parecio preciosa, melancolica, triste y muy personal, con partes de esperanza. Es en plan musical, y la musica y la imagen que compone la pelicula la hacen, a mi parecer, una pelicula de 8
8/10



Warriors of the rainbow - seediq bale es una pelicula taiwanesa historica acerca de la lucha de las tribus aborigenes taiwanesas contra el imperialismo japones que controlaba Taiwan.

Pelicula epica y personal que gustará a aquellos que les gusten peliculas como Kagemusha o Ran. Decir que la que yo vi es la de 5 horillas (se divide en 2 peliculas originalmente), hay otra versión occidentalizada de 2 horas y media.

8/10



Jos rakastat (If you love)


Una pelicula musical de amor, su historia me parece bonita y tiene momentos memorables, especialmente cuando cantaban el tema Jippu y Samuli Edelmann llamado Jos sä tahdot niin (casi me saltan las lagrimasa y to :) )

Respecto a The Conjuring, me parecio una pelicula muy buena con un estilo bastante clasico 7.6/10 y la de Sinister solo se salva la banda sonora de Cold Meat Industry 3/10.

Hoz3

  • Visitante


A los que vieron en su momento 2001 Una Odisea espacial y les gustó, siempre lo recordaran como una película cargada de sentido de la maravilla; sobre todo su tramo final, cuando la nave se aproxima a Júpiter y aparece el monolito como una extraña forma de vida. Al menos yo sigo buscando en otra cintas las mismas sensaciones, casi siempre en vano, y Europa Report no es una excepción.

Una misión internacional espacial va en busca de vida extraterrestre a la luna de Júpiter Europa. Aparentemente fracasa, pero se rescatan todas las filmaciones de la misión, y la película discurre como si de un mockumentary se tratara haciendo si cabe más real la película.

La verdad, es que me resultó entretenida, porque me encantan las pelis de viajes espaciales, pero se hace cansina, y el final (que por supuesto no voy a desvelar) parece un pequeñísimo orgasmo para un coito demasiado largo y cansino. Si merece tragarse todo el film para eso depende de cada uno. Al menos no es demasiado larga.
última modificación: 29 Octubre 2013, 23:01:57 por Hoz3

GameMaster

  • T-600
  • Mensajes: 2 569
  • Insert Coin
    • www.gecasoft.no.sapo.pt
séptimo, la vi ayer, es la proxima peli que saldra por aqui coprodución española-argentina, con bélen rueda y el argentino que sale en todas las pelis argentinas del cual no me acuerdo el nombre xD

araubi

  • Visitante

Macabre está hecha exclusivamente para la sangre, vísceras y casquería diversa. El argumento es una mera excusa para poder ver una serie de truculentos asesinatos de los que apenas vamos a recibir información para intentar averiguar algo de lo que está ocurriendo. No le busques un porqué, si te gusta este tipo de cine, siéntate y disponte a verla porque va a dar lo que buscas, aunque quizá, personalmente, esperaba algo más "bestia" después de leer algunas opiniones.

Le doy un 4,5


Una de las películas que dejó una mejor impresión en la última edición de Sitges, pese a no hacerse con ningún premio, fue We Are What We Are (2013) de Jim Mickle. Es posible que le pesase el prejuicio tratarse de un remake, concretamente de la cinta de Jorge Michel Grau Somos Lo Que Hay (2010), aunque en su favor hay que alegar que apenas adopta el nombre y la premisa inicial de la original. A partir de la misma idea, cambiando el sexo de los protagonistas, Jim Mickle toma un rumbo diferente y, por qué no decirlo, superior a la obra original. Pese a tratar el tema del canibalismo, lo hace desde un punto de vista y un estilo distinto al visto hasta ahora en otras películas. No se acerca, ni de lejos, a la exhibición sanguinolenta y escabrosa de Holocausto Caníbal (Cannibal Holocaust, 1980) de Ruggero Deodato, ni abraza la rabia incontenible que mostraba Robert Carlyle en Ravenous (Ravenous, 1999) de Antonia Bird. Muy al contrario, We Are What We Are adquiere un tono pausado y reflexivo que hace que todo se desarrolle con un ritmo comedido y nada previsible en una obra de este tipo.

Con estos antecedentes podremos estar de acuerdo en que con We Are What We Are nos enfrentaremos a un visionado nada habitual, por eso lo mejor sería afrontarla sabiendo lo menos posible de su desarrollo, tratando de preservar en la medida de lo posible el factor sorpresa. Para esos pocos que ya la han visto, y para aquellos que necesitan más datos para aventurarse a verla, sabiendo que de momento no tiene distribución en España, ni noticias de tenerla en un futuro próximo, intentaré desgranar un poco de lo que encierra la obra de Jim Mickle.

La elección de una familia religiosa como centro de la historia es, sin duda, un elemento que puede resultar muy controvertido para parte del público. Más aún cuando parece establecerse un símil entre la tradición religiosa de la familia, mantenida a través de los siglos, con sus hábitos caníbales, que también han necesitado años de tradición y más de un ejercicio de fe para que las distintas generaciones la abrazasen a través de los siglos. Dicha familia tendrá que enfrentarse al fallecimiento de la madre, con lo que el padre, Frank Parker (Bill Sage), las dos hijas mayores, Iris (Kassie DePaiva) y Rose Parker (Julia Garner), y el pequeño Rory Parker, tendrán que tratar de sobrellevar su falta al mismo tiempo que intentan mantener su tradición en secreto. Frank encargará a su hija mayor, Iris, el ocupar el puesto de su madre, lo que provoca un conflicto generacional y el despertar de sentimientos encontrados en Iris. Porque la familia Parker no vive totalmente aislada, pese a guardar las distancias, y es lógico pensar que el contacto con el “mundo exterior” provoque preguntas y dudas en una adolescente. Más aún cuando tiene que enfrentarse al miedo y a sus trabas morales al sustituir a su madre en la misión de alimentar a su familia. Por eso mismo, por alejarse de la casquería y acercarse a la reflexión, es por lo que We Are What We Are ofrece un ritmo tan pausado que provoca el riesgo de exasperar al espectador ávido de espectáculos más viscerales. Pero eso no debería hacernos obviar el ambiente opresivo que Mickle crea con evidente habilidad, construyendo un universo que atemoriza y provoca repulsión más por lo que insinúa que por lo que muestra.

Pese a vivir en un pueblo que parece ignorar el reguero de muertes y desapariciones que una familia así provoca, pecando aquí de convencionalismo al mostrarnos al sheriff del lugar como el típico representante de la ley que prefiere dejar las cosas tranquilas antes que remover en busca de un culpable, el doctor Howard Clerk (Laurent Rejto) comenzará a acercarse a la familia Parker, motivado por la desaparición de su propia hija , gracias a la aparición de una serie de indicios que parecerá llevarle hasta la verdad mediante la lógica y la ciencia, algo que inicialmente puede sorprender, pero que descansa sobre una sólida base real. A partir de aquí, la hasta entonces inexpugnable realidad de la familia Parker comienza a mostrar grietas, agrandadas según avanza el metraje y más dudas se suman a las ya planteadas.

El mayor logro de We Are What We Are puede ser, paradójicamente, también su mayor defecto: su concepto y ritmo. El público potencial para una película sobre caníbales no suele buscar este tipo de planteamiento, sino uno infinitamente más explícito y exhibicionista en lo que a carne y sangre se refiere, y ya nos ha quedado claro que Jim Mickle se aleja casi totalmente de ese concepto, soltándose únicamente en una escena final que aúna belleza y repulsa casi a partes iguales, atrayendo y repeliendo en un equilibrio de fuerzas meritorio. Otro de sus puntos fuertes es la interpretación de sus actores, tomándose muy en serio el proyecto y aportando altas dosis de credibilidad. En su lado negativo podríamos apuntar que redunda excesivamente en las mismas ideas en varios tramos, pareciendo que se atasca en un bucle. Sumándolo todo, We Are What We Are se muestra como una propuesta muy apta para quienes no tengan miedo de experimentar con un cine diferente al que normalmente inunda nuestras pantallas, más valiente y con bastantes menos complejos a la hora de saltarse convencionalismos.

http://lazancadilla.com/we-are-what-we-are-bon-appetit/

Por mi parte, un 6,5.


Memorias De Un Zombie Adolescente dura, aproximadamente, 10 minutos. El tiempo que le lleva explicar su premisa: los zombis todavía tienen un rastro de conciencia, aunque no son capaces de expresarlo. Una vez que hayas asumido la idea y escuches las primeras e ingeniosas reflexiones del protagonista... se terminó. Desde entonces únicamente verás una sucesión de obviedades. La guinda llegará cuando conozcas a la protagonista, porque entonces ya serás capaz de adivinar qué va a ocurrir en la siguiente hora y cómo va a acabar esto.

Pues eso, una pequeña gota de originalidad en un océano de tópicos. Un 4,5.



araubi

  • Visitante
Pues no he visto Cargo. La última película suiza que vi fue The Ring Thing, una parodia absurda de El señor de los anillos  :o

La que sí he visto hoy es...


Grand Piano es una película bastante bien construida en su primera mitad. Con una premisa interesante en la que un famoso pianista tendrá que interpretar una obra sin fallar una sola nota, bajo la amenaza de matarle a él o a su mujer. La tensión va creciendo de forma bastante sólida mientras nos preguntamos cuál es el fin de obligar a Tom Selznick (Elijah Wood) a interpretar a la perfección. ¿Simple venganza, un seguidor fanático o algún otro propósito?

Hasta aquí todo va bien, lo malo ocurre en la recta final en la que todo se cae como un castillo de naipes por una serie de escenas que no cuadran con el tono de la película y resultan demasiado fantasiosas y "jamesboneras". No sólo eso, sino que la explicación final resulta poco creíble y poco satisfactoria. Lo que deja en ridículo cualquier comparación con el cine de Alfred Hitchcock que nos han querido colar recientemente ("curiosamente" en alguna cadena de televisión cuyo nombre coincide, "curiosamente", con la productora que ha puesto la pasta).

Pese a todo, las virtudes que exhibe en su primera mitad no quedan del todo cubiertas por su deficiente recta final. Así que un 6.

araubi

  • Visitante
Vamos allá, que lo dejo y lo dejo y luego...


La Leyenda de Sleepy Hollow y el Señor Sapo, realmente son dos mediometrajes unidos para ahorrar costes y poder presentar así un largometraje. Superior, tanto en la memoria colectiva como artísticamente, el segundo medio: Sleepy Hollow. Aunque el primero, El Viento en los Sauces, deja un regusto agradable típico de la animación de la época. Recomendada para todos aquellos que quieran volver a sentirse niños. Un 6.


La Leyenda Del Gran Judo es, posiblemente, la menos brillante de las películas de Kurosawa que he visto hasta la fecha. ¿Eso es malo? No necesariamente, más aún cuando tenemos en cuenta que Kurosawa-sama no solía bajar del notable alto. Esta tiene el encanto de ser la primera, pudiendo así jugar a adivinar dónde estaban las pinceladas del director, las que iría perfeccionando con el tiempo hasta lograr embelesarnos por completo en producciones posteriores.

Lo dicho, aún con todo un 7,5 y me declaro fan incondicional de este hombre (otra vez).

Próximamente una crítica algo más elaborada.


Remo: Desarmado y Peligroso. En esta no debería ni poner nota, porque el disfrute de esta película no se corresponde con sus cualidades artísticas. Como película un 3, pero lo que me he reído y lo bien que me lo he pasado le hacen merecedora de una crítica más elaborada que espero hacer en breve.


Gru 2, ay, con lo bien que estaba la primera y aquí sucede lo que me temía: la secuela se convierte en una mera extensión de la primera, con la sensación de repetir prácticamente los mismos chistes que funcionaban en su predecesora, potenciando las apariciones de lo minions hasta extremos difícilmente soportables en sus momentos finales. Parece como si se hubiesen quedado sin imaginación y necesitasen rellenar el tramo final.

Ojo, no estoy diciendo que sea mala, pero es que lo mejor de la primera parte, su frescura, se pierde casi por completo. Pese a todo la recomiendo: un 6.


Juego con la muerte merecería el Razzie honorífico al peor montaje de la historia, porque es verdaderamente complicado hacerlo peor. Que sí, que queda bien tener un último legado con las imágenes de Bruce Lee, pero es que el doble que nos está dando el culo casi toda la película, o usa unas enormes gafas de sol, queda soberanamente ridículo, al igual que los micro injertos de películas anteriores. Porque no hace falta ser un experto en fotografía para darse cuenta que el granulado y la textura cambian de forma alarmante.

La primera hora, más o menos, se convierten en casi insoportables. Únicamente la media hora final, en la que aparece el auténtico Bruce Lee, sin montajes al estilo Pronto de los 80, es cuando merece la pena y levanta la nota final hasta el 5.


The ABCs of Death parte de una premisa atractiva: escoger a 26 directores y adjudicarles a cada uno una letra del alfabeto, para que elijan una palabra que comience por esa letra y sobre ella crear un relato corto con la muerte como fin inequívoco. La idea sí está bien, el resultado no y por culpa de una irregular selección de relatos que en su gran mayoría resultan aburridos y anodinos. A destacar, por bizarra, estaría la letra L dirigida por Timo Tjahjanto (autor de Macabre y el segmento de la secta de V/H/S 2) con imágenes que llegan a ser difícilmente soportables, especialmente cuando una insinuación de pederastia hace acto de presencia. También destacaría el corto de Xavier Gens (Frontière-s-) sobre la dictadura de la imagen y el cuerpo, o la Q en un corto autoparódico sobre ¿por qué me han tenido que dar la Q? A partir de estos dos poco más, si te van las películas japonesas que mezclan gore con humor y bizarradas varias... encontrarás un par. Pero por desgracia la mayoría no dan la talla ni de lejos, y la G de Gravedad es directamente una tomadura de pelo de alguien que ha querido quitarse el marrón de encima.

En fin, una pena y esperemos que en la segunda parte el grado de aciertos mejore. Un 3


Wither tiene dos problemas fundamentales. El primero es que por mucho que nos quieran vender la moto, tiene un tufo de remake no autorizado de Posesión Infernal que apesta. Que sí, que mucha leyenda sueca y todo lo que tu quieras que se parecerá mucho a la historia de Sam Raimi, pero la producción está claramente inspirada en la película ochentera, sin duda. El segundo problema es que una vez que asumimos que estamos ante lo que estamos, entonces echaremos en falta el humor negro, que aquí brilla por su ausencia.

Además, esta película es super-mega-hiper-ultra-requete-tópica (y me quedo corto) y no deja margen alguno para la sorpresa. Además tiene algún que otro momento de mear y no echar gota que la lastran definitivamente. Vamos a ver... ¿Consigues escapar de la casa, te detienes el porche de la entrada, echas un vistazo fuera y... y... ¡¡¡¡Te das media vuelta porque llueve!!!!? Vale, que los constipados hay que cuidarlos porque se pueden convertir en pulmonías y eso puede ser "mu chungo". ¡Pero, coño, mejor eso que dejarse arrancar la nuez a base de mordiscos!

En la parte positiva: sangre, higadillos y casquería varia presentada de forma bastante convincente que da su cosilla. ¿Eso es un punto a favor? Pues para el que busque ese tipo de producciones sí. Que más de uno debe de estar harto de que le den gato por liebre con películas supuestamente "sangrientasquetecagas" y luego descubres que una mañana en la que no tengas el pulso fino verás más sangre afeitándote.

Hala, venga, aprobadillo con un 4,99


Europa One. Mola, un 7,5 y cuando pueda una crítica decente.


Las Aventuras del Príncipe Achmed es magia en estado puro. Una pequeña maravilla artesana que me ha mantenido con los ojos como platos desde el principio al final.

Un 8,5 y más adelante una crítica más extensa.

josepzin

  • T-600
  • Mensajes: 1 643
  • Habitacus!
    • Mi blog
¿¿REMO?? :D :D :D

Esa la vi en su momento, en el cine! :D

Recuerdo que un compañero mio del colegio tenía puesto el cartel de la película en su habitación!! que cosa mas mala de película!! :D

TENGO QUE VOLVER A VERLA! ni me acuerdo de que va pero seguro es merecedora de un Cine de Warrio!