El Golem, el mito y la película

el-golem

Golem: En hebreo antiguo, cosa inacabada, informe, materia en bruto.

El mito del Golem nace con el Talmud (sobre el 400 a. de C.) en el reino de Judá, que relaciona el nacimiento de Adán del barro con insuflar vida del mismo. Sin embargo, no surge con fuerza de nuevo hasta el siglo XII en centroeuropa con la cábala alemana.

El mito consiste básicamente en dar vida a un ser creado a partir del barro, gracias a la magia del hombre, pero sin voluntad propia (es decir, el golem depende del poder y la voluntad de quién lo creó). Lo que consigue dar vida a este ser es LA PALABRA (en mi artículo anterior llamado “Mito y significado en Star Wars” ya hablé sobre lo importante que son los nombres en toda mitología, ya que le dan significado). Lo importante en casi todos los mitos es el poder de la palabra tanto para:

a) Designar las cosas

b) Que al nombrarlas tengan una existencia “real” y

c) Y por tanto llegar a tener un control sobre ellas.

Es por eso que cuando Yahvé dice su nombre sólo puede decir “soy el que soy (existe)”. La creencia judía en esto es claro, y cuando Dios (en esa parte de la Biblia aún no se le designa como “eyeeh asher ehyen” -soy el que soy-) habla con Adán, le dice que “nombre” a los animales del paraíso: es decir, le está dando poder sobre ellos.

Bueno, sigamos con el Golem, que es de lo que trata el artículo. A partir de la edad media (sobre todo en Alemania), prosperan las leyendas golémicas, conjuros y encantamientos para poder realizar (sin el resultado buscado) el Golem. El primer relato escrito que tenemos sobre esta leyenda es la de Elija Vom Chelm, un rabino polaco, que le coloca un papel con la palabra EMET en la frente.

Otro inciso (¿otro?) sobre la palabra EMET. Es una palabra compuesta cuyo significado es VERDAD. Pero hemos dicho que es una palabra compuesta; compuesta por E y MET. MET significa MUERTE y la E que es Aleph, como la A en nuestro abecedario (o el Alfa en el griego). La E, por ser la primera letra del abecedario hebreo se considera mágica, por lo que la palabra VERDAD sería algo así (salvando mucho las distancias) como “Magia de la muerte”. En este punto, quisiera resaltar la curiosidad de cómo en la baraja del Tarot, el número 1 (Aleph) se corresponde con el Mago, y el número 13 (Met) con la muerte.

el_Mago13.La Muerte

Continuando con la leyenda de Elija, el Golem se revela e intenta destruir a su creador… Al final, el rabino logra arrancar el pedazo de papel de la frente del Golem, destruyéndolo, no sin antes haber recibido un buen golpe por parte del mismo.

En el siglo XIX vuelve de nuevo a resurgir el mito, gracias a la literatura gótica y a todo el nuevo movimiento gótico.

El Golem de Paul Wegener

Y llegamos a la película que se hizo sobre esta leyenda. Realizada en 1920, basada en la novela homónima de Gustav Meyrink. En ella se cuenta la historia del rabino Löw que, en una Praga Medieval, ve un desastre para el pueblo judío en una visión: el emperador se dispone a expulsarlos del ghetto. Crea al Golem y se dirige a ver al emperador para pedirle que anule esa orden… (y hasta aquí puedo contar sin espoilearla).

La película fue un éxito en Nueva York en 1920, que estuvo en cartel todo un año.

Esta película es el claro antecedente de “Frankenstein”, en el que si nos fijamos bien, lo único que cambia es que en vez de crear el Golem con magia a partir del barro, se crea con tejidos de seres muertos a partir de la ciencia (a fin de cuentas, un tipo de magia para todo el que sea neófito en la ciencia).

De hecho, incluso cuando el Golem se encuentra con la niña parece que fue recreado en el primer Frankenstein que se llevó al cine.

Esta escena me suena

Esta escena me suena

País……………………Alemania, 1920
Dirección……………Paul Wegener, Carl Boese
Guión…………………H. Galeen, P. Wegener
Fotografía…………..K. Freund, G. Seeber
Música……………….Hans Lansberger
Dir. Artística……….Hans Poelzig
Productora………….Estudios UFA
Duración…………….86 minutos

Esta entrada fue publicada en Cine. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a El Golem, el mito y la película

  1. Muy buen artículo y muy buena película, quizá un poco “ocultada” por otros exponentes del cine mudo alemán.

    Por cierto, para los amantes del cine “gafapastiano” recomiendo la versión “Golem” rodada por el polaco Piotr Szulkin en 1980 y situada en la época actual.

  2. Yo creia que el Golem era una historia griega, escrita por Glaucón (Hermano de platon), que luego los judios se apropiarian para ellos. Gran peli que tengo en la carpeta de Antiguas, junto a metropolis y la isla del tesoro 😀

  3. Yo es que a menos que sea un golem de huesos de dragon… no mola 😛

  4. Genial película y buén artículo con respecto a los orígenes.
    Fíjate hasta donde llegan las comparaciones con el posterior Frankenstein de Karloff, que hasta se copiaron en lo de las botas con pesos que llevaba en esta cinta Paul Wegener para simular el peso de toneladas de piedra. Cosa que nunca entendí muy bien para un monstruo hecho de cadáveres XDDD

  5. Mirta Noemí Cohen

    El Golem es un mito judío. La palabra es hebrea y quiere decir deforme. Algo inacabado. Hay un libro con este nombre que escribió Meirnik que se titula “él golem” . Es muy interesante, está muy bien escrito y aclarara todas las dudas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *